Para los que ingenuamente tienen miedo

¡No nos dejemos amedrentar ni amenazar más, con las mismas y calcadas mentiras, marrullas, engaños, despistes, embustes, cuentos chinos,  artimañas, y herradas políticas de los mismos de siempre, que ya no cuajan en la sociedad!

Publicidad institucional

PARA LOS QUE INGENUAMENTE TIENEN MIEDO

Escrito por: EVER VERU COLLAZOS

Como ya lo anotábamos  en el cometario anterior  “ QUE NO CUNDA EL PANICO” ; nuestro sistema político bicameral y multipartidista, no permite un poder absolutista y menos que un presidente  por más que anhele, se enquiste y se perpetúe en el poder;  por cuanto existen más corrientes políticas con las mismas garantías de control y decisión constitucional,  muy aparte de  que durante toda nuestra historia constitucional hayan primado e imperado los dos partidos políticos tradicionales de siempre, liberales y conservadores.

También puedes leer:

Aparte de ello, Colombia como un estado social de derecho, pues así reza nuestra constitución política en su Artículo 1°. “ Colombia es un Estado social de derecho organizado en forma de República unitaria, descentralizada, con autonomía de sus entidades territoriales, democrática, participativa y pluralista, fundada en el respeto de la dignidad humana, en el trabajo y la solidaridad de las personas que la integran y en la prevalencia del interés general”, lo que implica además, que   aparte del organigrama y la descentralización constitucional, nuestros organismos de control e instituciones públicas, son bastante firmes, fortalecidas e independientes en la mayoría de los casos;  Llámese, corte constitucional, corte suprema de justicia,  concejo de estado,  procuraduría general, contraloría,  fiscalía, la rama judicial en su generalidad, y demás instituciones incluso no gubernamentales existentes en nuestra democracia, que de alguna manera también ejercen control alguno.

Publicidad política

Así que no hay razones fundamentales ni de peso, para  sentir miedo de  una posible dictadura, ahora que se avecina hoy en nuestro país, y  estén a punto de gobernar por un  cuatrienio aquellos que piensan un poco diferente,  con ideas  y propuestas renovadoras y  visionarias, luego,  de que por más de  doscientos años de historia constitucional, la clase política tradicional e  imperante de siempre, haya permitido a su antojo y conveniencia que hoy Colombia, sea un sociedad totalmente desigual, (somos el tercer País más desigual del mundo, muy  triste, lamentable  y deshonroso), desconfigurada, maltratada, abusada y saqueada por aquellos que hoy se rasgan las vestiduras, únicamente por el temor que les asombra e inquieta, de llegar a  perder el poder que mantuvieron perpetuamente, y por ello se dedican a amedrentar, a aterrorizar con discursos estúpidos  salidos de todo tono y  realidad,  y a infundir  miedo, dentro de la población más inerme y analfabeta ( yo uno más)  aquella que siempre sale a votar en masa.

Publicidad

De eso es lo único que tiene  miedo la centro derecha del país, y por ello se han dedicado a asustar  y a tratar por todos los medios disponibles, a despotricar de sus rivales, (los más opcionados  hoy a dirigir los destinos de la nación) ; precisamente  por la misma falta de propuestas y políticas serias, constructivas, renovadoras, coherentes,  y convincentes;  muy a sabiendas de que el pueblo que somos la mayoría, estamos despertando y ya no les comemos cuento a toda hora y en toda campaña, todo por su misma culpa, producto de las  políticas equivocadas y amañadas de quienes ostentaron el poder hasta hoy.  Se les acabó el discurso calcado y por eso están atemorizados y tratan de infundir miedo en la ciudadanía.

Publicidad

 ¡Así que no nos dejemos amedrentar ni amenazar más, con las mismas y calcadas mentiras, marrullas, engaños, despistes, embustes, cuentos chinos,  artimañas, y herradas políticas de los mismos de siempre, que ya no cuajan en la sociedad!

Somos una sociedad en su mayoría, que, a costa de más de doscientos años de amargas y frustradas experiencias, por fin empieza a abrir los ojos.

Publicidad

Una inmensidad de compatriotas, nos cansamos del mismo discurso de siempre que ya no pega por ningún lado, y por ello buscamos y esperamos nuevas propuestas, y de hecho un mejor rumbo para el futuro de nuestra sociedad en pleno.

Publicidad

No seamos egoístas ni mezquinos con nosotros mismos, por culpa de la ignorancia y la somnolencia a la que nos sometieren siempre. Arriesguemos una vez en la vida. No continuemos siendo los mismos idiotas útiles de siempre.  

“Llegó el momento preciso e indicado, para darle una nueva oportunidad a Colombia”